En este centro de prueba de misiles en el condado Cholsan en Corea del Norte se han realizado pruebas de misiles balísticos de largo alcance. Los ICBMs tienen un rango mínimo de 5.500 kilómetros, pero algunos están diseñados para volar 10.000 kilómetros.

Solicitud se produjo después que líder norcoreano Kim Jong Un dijo que su país se encuentra en la etapa final para probar un misil balístico intercontinental.

En un mensaje por la llegada del nuevo año, el líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, dijo el domingo que su país está cerca de hacer un lanzamiento de prueba de un misil balístico intercontinental (ICBM por sus siglas en inglés).

A pesar que Corea del Norte está sancionado por Naciones Unidas desde 2006 por sus pruebas de misiles nucleares y balísticos continúa con su postura provocadora y desafiante hacia Estados Unidos y sus aliados.

"La investigación y desarrollo de equipamiento armamentístico innovador está avanzando activamente y los preparativos para el lanzamiento de prueba de un ICBM están en sus últimas etapas", dijo Kim durante un discurso televisado.

Por su parte, el departamento de Estado, a través de su portavoz Anna Richey-Allen, pidió a Corea del Norte que se "abstenga de acciones provocativas y una retórica enardecedora que amenacen la paz y la estabilidad internacionales, y que tome la decisión estratégica de cumplir con sus obligaciones y compromisos internacionales".

Probar de manera exitosa el lanzamiento de un misil ICBM significaría un importante avance para el plan armamentista de Corea del Norte, aunque últimamente el país socialista ha tenido problemas en sus intentos.

El año pasado de ocho intentos solo uno fue exitoso. Expertos consideran que Corea del Norte está a muchos años de desarrollar un ICBM equipado con una ojiva nuclear capaz de llegar hasta Estados Unidos.

VOA